Aferrarse a lo viejo

31 01 2012

*Entiendo que este trabajo pueda romper un poco con la política editorial que me he autoimpuesto desde el inicio en este blog, pero me permito este paréntesis, sin jurar que será el último.

mejunje

El pasado 26 de enero el Mejunje de Santa Clara cumplió otro aniversario de ser ese lugar donde todo se permite, menos cortarse las venas.

Cuando digo Mejunje me viene a la mente, aún sin conocerlos, aquellos nómadas citadinos con sed de encuentro, con hambre de sana conspiración y ansias de trasnochar. Aquellos negadores del sueño nocturno que llegada la medianoche brindaban con yerbas a manera de cóctel, profetizando el bautismo de algo que rebasó la tertulia y el peregrinaje. Fue esta la génesis del Mejunje que un día descubrí, no por asomo, ni convicción de pertenecer allí.
Llegué de la mano de alguien, conmigo venían las referencias vox populi de un antro perturbador e influyente, propias de la mentalidad cerrada de una ciudad pequeña en el centro de la Isla. Con el ticket de la entrada, una suerte de respiro solvente que siempre te hace dudar de su encanto en tiempos de inflación, firmé mi contrato de retorno cada viernes. No sé si en busca de la buena suerte para la próxima semana, como presagiaba Silverio (el director) ante el micrófono en su ritual de bienvenida, antes de cederle el set a la cubanísima música de Los Fakires. Quizás motivada por esa máxima retadora: “bienvenidos al lugar donde todo se permite menos cortarse las venas”. Me movía la curiosidad, el morbo de saber qué era todo lo permisible “sin ver la sangre correr”. La ansiedad de saberme expuesta entre tanta gente extraña, diferente, que solo busca ponerle un parche a la soledad. Así es como terminas o empiezas a hablar con un desconocido, que de seguro firmó también su pasaje de regreso. Y comienza el hechizo, entre el primer sorbo de cualquier chispetrén ante jamás valorado. Porque el bautizo llega con el baile, no el de las fiestas comunes, sino el que te funde en un vaivén al compás de ritmos tradicionales, mientras te cuestionas tus preferencias musicales. Después solo resta esperar qué depara la noche entre tanta gente de a pie, con estilos decadentes, seres de los que mamá siempre aconsejó alejarme. Gente linda en el fondo. Entonces se detienen las guitarras e irrumpe un collage de temas antológicos que te pone por delante la tarea de aprender cada estribillo para repasarlo junto al coro que tararea un track legendario de cuando yo apenas soñaba con nacer.

Leer el resto de esta entrada »





A sus pies, señora Streep

18 01 2012

Meryl Streep, la actriz más adorada, en la piel de la mujer más criticada del mundo, Margaret Thatcher. El protagónico en la La dama de hierro le valió su octavo Globo de Oro, premio considerado la antesala del Oscar, que parece no escapársele de las manos tampoco.

Por Carlos Boyero

Esa dama rubia y pálida llamada Meryl Streep, que nunca ha parecido ni joven ni vieja, luminosa y secreta, imagen sublime del control y de la técnica, alguien que debe de alcanzar el éxtasis profesional cuando le exigen meterse en la piel y en el alma de un montón de personajes que no guardan el menor parecido entre ellos, es desde hace cuarenta años una de las escasas actrices cuyo trabajo justifica el precio de la entrada independientemente de la calidad de la película. Cualquier espectador con ojos y oídos medianamente receptivos y educados tendrá que aceptar el arte y la veracidad que esta impresionante actriz regala cada vez que la enfoca la cámara. No es una mujer que me enamore pero su talento me inspira reverencia. Es tan buena actriz que si se lo propone, a pesar de una frialdad genética, puede resultar sexy. Como en su juego de miradas hacia De Niro y Walken en la boda de la preciosa El cazador, en ese sensual lavado de cabello de Memorias de África, devorando con los ojos el mojado torso de Eastwood en Los puentes de Madison. Puede parecer y ser lo que le dé la gana para regocijo de sus directores y de los mirones.

Leer el resto de esta entrada »





“Sólo un Dios nos puede salvar”

18 01 2012

O cambiamos de rumbo o nuestra civilización pone en peligro su futuro.

Por Leonardo Boff* (Tomado de Adital)

Esta frase no viene de ningún papa, es de Martin Heidegger (1889-1976), uno de los más profundos filósofos alemanes del siglo XX, en una entrevista concedida al semanario Der Spiegel el 23 de septiembre de 1966, pero solamente publicada el 31 de mayo de 1976, una semana después de su muerte. Heidegger siempre fue un atento observador de los destinos amenazadores de nuestra civilización tecnológica. Para él la tecnología, como intervención en la dinámica natural del mundo para beneficio humano, ha penetrado de tal manera en nuestro modo de ser que se ha transformado en una segunda naturaleza.

Hoy en día no nos podemos imaginar sin el vasto aparato científico-técnico sobre el cual está asentada nuestra civilización, pero está dominada por una compulsión oportunista que se traduce en la fórmula: si podemos hacerlo, también nos es permitido hacerlo sin ninguna otra consideración ética. Las armas de destrucción masiva surgieron de esta actitud. Si existen, ¿por qué no usarlas?

Leer el resto de esta entrada »





El mandatario latinoamericano mejor evaluado en el 2011

7 01 2012

Rafael Correa se perfila como el gran líder latinoamericano

(Tomado de Adital)

Diferentes encuestas y sondeos locales e internacionales evalúan positivamente durante el 2011 la gestión del presidente ecuatoriano Rafael Correa, y lo perfilan como un líder latinoamericano.

La firma mexicana Consulta Mitofsky presentó un análisis en el que comparó el nivel de aceptación de los gobernantes americanos.

Mitofsky destacó que Correa –quien gobierna el Ecuador desde enero de 2007- es el único jefe de Estado de la región cuya gestión alcanza una calificación sobresaliente.

El estudio, basado en una recopilación de encuestas publicadas en los medios electrónicos de diversos países, indica que “Correa se ubica en la primera posición como el mandatario mejor evaluado de América con 75%, superando el 58% obtenido en enero de 2011, y alcanzando los niveles con los que inició su gestión en abril de 2007”.

Leer el resto de esta entrada »





El regreso de Jesús

6 01 2012

Jesús les dijo un día a los fariseos que las prostitutas entrarían en el cielo antes que ellos.

  Por Frei Betto (Tomado   de Adital)

Sin llamar la atención, Jesús volvió a la Tierra en diciembre del 2010. Vino en la persona de un buscador de material reciclable, que vivía en la calle. Comía de lo que preparaban vendedores ambulantes o sobras que le daban los restaurantes por la puerta de servicio.

Andaba siempre con una paloma posada en el hombro derecho. A la puerta de un teatro se extrañó del modo como le miraban las personas bien vestidas. Recordó que, en la Palestina del siglo 1°, su presencia suscitaba curiosidad en algunos y aversión en otros, como los fariseos y saduceos.

Ahora predominaba la indiferencia. En la gran ciudad se sentía un don nadie. Un ser invisible.

Leer el resto de esta entrada »