Bogar contra el neoliberalismo

20 11 2013
La Ley Habilitante aprobada otorga poderes a Maduro para poner en marcha un plan contra la corrupción y equilibrar el país.

La Ley Habilitante aprobada otorga poderes a Maduro para poner en marcha un plan contra la corrupción y equilibrar el país.

Por Susadny González Rodríguez

Mientras la nación bolivariana vive lo que un experto denomina la “metamorfosis socialista” a favor de los excluidos, los promotores del “golpe suave” -plantea además la aplicación de operaciones psicológicas y boicots económicos- insisten en instaurar una percepción negativa del Gobierno, sometido a una estrategia de confrontación fundada en “la necesidad de cambio” con el fin de retornar a la “normalidad” que representa la burguesía rentista.

La muerte del Comandante allanó el camino hacia la anhelada división del chavismo, con una táctica que incluye mermar la credibilidad de sus líderes y denostar al presidente. Simplemente se agudizó una guerra psicológica de larga data donde los medios de comunicación resultan “los nuevos ejércitos de su nueva guerra” -en palabras del colectivo de Psicólogos por el Socialismo-, bombarderos del rumor planificado, que nunca se coteja con la realidad. ¿El núcleo de su retórica amarillista? Desabastecimiento, inflación, corrupción. “Hemos visto documentos de reuniones con la derecha planeando explícitamente sabotajes para perjudicar la política económica del gobierno, fomentar el descontento y ganar las elecciones en diciembre”, suscribe el sociólogo James Petras.

Los comicios de abril avivaron la ansiedad de los roñosos a la zaga de la mayor reserva petrolífera del mundo. A no dudarlo, el país sufre la denominada “maldición de la Renta”, y la disputa por su distribución y control es el eje de esta sucia ofensiva. El sueño pendiente de Chávez de “rebelarnos contra los designios del mercado mundial imperialista utilizando nuestra Renta Petrolera para lograr la independencia económica de los factores de poder del capitalismo internacional” constituye, en opinión de estudiosos de Marea Socialista, la “tarea más importante de la actual generación”.

Lee el resto de esta entrada »





La filosofía del optimismo

3 09 2013
La lucha popular adquiere un carácter telúrico

Un hervidero en las calles, tras más de 15 días de paro

Por Susadny González Rodríguez

Cual Pangloss –aquel personaje creado por Voltaire- empecinado en propugnar una visión optimista de la realidad que los hechos refutan, el presidente de Colombia,  Juan Manuel Santos, no solo se resiste a ceder en materia de democratización o modelo económico, sino que ignora, minimiza, reprime un conflicto social, mucho más extendido y subterráneo, atribuyendo el Paro Nacional Agrario, que coloca al Ejecutivo en una crisis de gran envergadura, a artimañas de la oposición interesada en sembrar el caos.

Aturdido por el clamor telúrico de los campesinos, el gobierno de Bogotá debiera asumirlo: las revueltas del Catatumbo han sacudido el adormecido movimiento sindical de tal forma que, convengamos con un analista, “la lucha de clases está adquiriendo una dinámica y comienza a superar los vicios caudillistas y burocráticos de algunos sectores sociales”. Ciertamente, el paisaje político cataliza esa relación “viva y dialéctica” que revela un crescendo en la conciencia de protesta -desatada en 2008- contra el neoliberalismo rentista-dependiente.

Todo a pesar de los instrumentos “legales” consentidos por la Casa de Nariño para criminalizar las huelgas, en su apremio por fortalecer la represión mediante el Fuero Militar -garantiza la impunidad de los 50 mil soldados esparcidos en las calles- y la eufemística Ley de Seguridad Ciudadana. Mientras, retumba la amenaza de involucrar (aún más) al Ejército.

Lee el resto de esta entrada »