Las claves al juico de Michael Jackson

23 10 2011

El cardiólogo y médico personal de Michael Jackson está acusado de homicidio involuntario.

Tomado de BBC Mundo

Conrad Murray lleva 15 días frente al juez y el jurado de la Corte Superior de Los Ángeles que determinarán su destino: el cardiólogo era el médico personal de Michael Jackson y está acusado de homicidio involuntario.
Jackson murió en su casa de Beverly Hills el 25 de junio de 2009, a causa de una sobredosis del poderoso anestésico propofol, según se determinó en la autopsia. Por entonces, el cantante se preparaba para un regreso triunfal a los escenarios y tenía una exigente rutina de ensayos, mientras batallaba contra un insomnio severo.

Su médico pasaba todas las noches en la mansión atendiendo la principal preocupación del artista: ponerlo a dormir. Fue en la madrugada del 25 de junio de 2009 que el cuerpo del autor de “Thriller” no resistió las drogas, que ahora se intenta determinar si fueron suministradas por Murray.

Es un juicio cargado de detalles técnicos y especificaciones químicas, pero en el que además han salido a la luz algunos detalles hasta ahora desconocidos de las últimas horas de vida de este músico tan exitoso como excéntrico. ¿Cuáles son las revelaciones clave del caso? BBC Mundo le presenta los cinco puntos más relevantes.

La fiscalía intenta probar que el médico Conrad Murray proveyó a Michael Jackson un exceso de propofol, una droga que se usa sólo en ámbitos hospitalarios para inducir o mantener la anestesia durante cirugías. Por lo que consideran ha sido una “flagrante negligencia” profesional, la dosis del sedativo resultó fatal, combinada además con otros ansiolíticos, como lorazepam, consumidos en las horas previas.

Lee el resto de esta entrada »

Anuncios




Troy Davis y la maquinaria de la muerte

30 09 2011

Muchos clamaron por su vida... y la justicia no llegó

Por Amy Goodman (Tomado de Rebelion)

La muerte de Troy Anthony Davis estaba programada para el pasado 21 de septiembre a las 7 de la tarde. Ese día me encontraba informando desde las inmediaciones del “corredor de la muerte”, en la prisión de Jackson, Georgia. Estábamos expectantes, aguardando novedades sobre si la Corte Suprema le perdonaría la vida.

Davis fue condenado a muerte por el asesinato del oficial de policía de Savannah Mark MacPhail, ocurrido en 1989. Siete de los nueve testigos civiles se retractaron de sus declaraciones o cambiaron luego su testimonio, y algunos incluso afirmaron que dieron testimonios falsos tras sufrir intimidación policial. Uno de los dos testigos que no se retractaron de su testimonio es el hombre al que muchos señalaron como el verdadero autor del homicidio. No hay pruebas materiales que vinculen a Davis con el hecho.

Lee el resto de esta entrada »